¡Oferta!

SolidQ Journal V.13. Microsoft cambia el juego otra vez

1.99 0.00

“Diseñar un Cuadro de Mandos con servicios de PerformancePoint” – Pablo A. Ahumada
“Nuestras exeriencias con Excel en procesos ETL. SolidQ 1 – Excel 0” –  Salvador Ramos
“Creación de un marco de gestión de SSIS, Parte 2” – Rushabh Mehta
“Optimización de bases de datos de SQL Azure, Parte 2 – Paras Doshi
“Prácticas recomendadas de SharePoint: Creación y configuración de aplicaciones de servicio con (y sin) Powershell, parte 2” – Gilberto Zampatti
“Un árbol estático de intervalos relacionales” – Laurent Martin
“Informes y automatización con Excel, Parte – Herbert Albert, Gianluca Hotz

Descripción

Dentro de algunos años, recordaremos el 13 de septiembre de 2011, como el primer día de una nueva era para la industria de la informática. En ese día  fue oficialmente presentado Windows 8 en la Conferencia más secreta jamás organizada por Microsoft. Pocos minutos antes de que comenzara el evento, no había ninguna información sobre los títulos de las sesiones, el número de secciones, los nombres de los ponentes, o incluso cuando tendría lugar la Keynote principal.

En estas condiciones, Microsoft logró vender a la Conferencia BUILD mucho antes de que terminara el período de registro anticipado. Esto, por sí mismo, es una hecho sin precedentes en esta industria. De ahora en adelante, tendremos que tomar más en serio esos mensajes diciendo “Regístrate ahora para evitar insatisfacciones…”.

Y la espera valió la pena. Tras el discurso de 150 minutos, todo lo que puedo decir es que Microsoft lo ha vuelto a hacer. Tiempo atrás cuando se creó MS-DOS, la decisión de construir un sistema operativo que pudiera ejecutarse en muchas marcas diferentes de PC fue una explosión en ésta industria, cambiando completamente el statu quo en el mercado. Algunas de las marcas líderes en ese momento, como Atari o Commodore, desaparecieron, destrozadas por la nueva ola de compatibilidad PC.

Años más tarde Visual Basic llegó y cambió la industria del software. Cambiar de la programación de código a la programación visual permitió a los programadores crear notables aplicaciones con tiempo y recursos limitados. Muchas empresas de software crearon complementos para Visual Basic y un gran ecosistema fue construido para este mercado  emergente. La industria del software cambió y nunca miró atrás.

Luego llegó Windows 95. Creó una nueva oportunidad para la industria de hardware de  vender nuevos ordenadores, monitores y dispositivos, justo cuando algunos analistas creían que la industria de hardware no tenía mucho espacio para crecer. Hacer que la industria del  software creara nuevas oportunidades para los fabricantes de hardware era un concepto nuevo de por sí.

Podríamos discutir que Microsoft abrazase tarde la revolución de Internet. Sin embargo, no podemos esperar que una sola empresa dirija siempre cada nueva ola en la industria de la informática. La competencia es un excelente combustible para mejorar la innovación.

Ahora es el momento para una nueva revolución, y esta es Windows 8. No hay que mirar sólo la bien diseñada pantalla de inicio con su interfaz Metro. Hay que mirar más allá de eso. Hay que reparar en los cambios fundamentales que Microsoft ha hecho al diseñar este nuevo sistema operativo: navegación con un clic, mayor movilidad y capacidades de colaboración, nuevos escenarios y cargas de trabajo y un rico ecosistema para el desarrollador en el que se pueden crear millones de aplicación para un mercado potencial enorme.

Microsoft anunció que había vendido 450 millones de licencias de Windows 7 hasta la fecha. Sin embargo, sólo estamos arañando la superficie de lo que la informatización puede hacer por nosotros. Windows 8 funciona no sólo en CPU compatibles con x86, sino también en muchos otros tipos de sistemas nuevos, animando a los proveedores de hardware a construir nuevos dispositivos con capacidades mejoradas y nunca experimentadas hasta ahora.

Windows 8 obligará a pensar más en lo que desean los usuarios reales de una aplicación, y no sólo lo que a los frikis les gustaría como desarrolladores de software. Se trata de una revolución en una industria que ha estado muy lejos de los usuarios reales.

SolidQ ya es parte de esta nueva revolución y verá más sobre este tema en los meses siguientes.

Mientras tanto, espero que disfrutes de esta nueva edición de la revista SolidQ. Un nuevo autor invitado, Laurent Martin, escribe acerca de los árboles estáticos de intervalo relacional, un artículo basado en las necesidades reales de los clientes, que estoy seguro de que disfrutaras.

Gilberto Zampatti continúa su artículo sobre mejores prácticas en cómo crear y configurar aplicaciones de servicios de SharePoint con PowerShell y Rushabh Mehta continúa su serie sobre el marco de gestión de SSIS, que forma parte de las ofertas de servicio de SolidQ.

El mismo día que se lanzó la nueva versión de nuestro servicio de HealthCheck SQL, que ahora soporta bases de datos SQL Azure, publicamos la conclusión de la serie de Paras Doshi sobre cómo optimizar las bases de datos de SQL Azure.

Además, Pablo A. Ahumada le muestra cómo diseñar un cuadro de mandos mediante servicios de PerformancePoint. Y para aquellos de vosotros que trabajáis con datos en Excel, Salvador Ramos escribe acerca de cómo utilizar Excel en procesos ETL y Herbert Albert y Gianluca Hotz inician una nueva serie sobre el uso de PowerShell para automatizar tareas de Excel. Espero que disfrutes este número 13 de SolidQ Journal.

  • Fernando G. Guerrero, Presidente de SolidQ

 

 

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Solo los usuarios registrados que hayan comprado este producto pueden hacer una valoración.